sábado, 11 de julio de 2009

OLVIDO




Olvido los caminos de mentiras
o verdades
Olvido los sabuesos ladridos de tus perros
Pero nunca olvidaré
la sangre
derramada
Amapola cautiva
de gemidos
y palabras

Olvido las injurias,
olvido mis lamentos
Olvido el sufrimiento de mi carne lacerada
Pero nunca olvidaré
tu aliento
en mis oídos

Ni las noches de espera en tiempo de cerezas

Hoy me olvido de ti,
mentira
Nunca te olvidaré
Por más que tú lo pienses

Te extraño, te adivino, te presiento, te percibo
Como una gata en celo
Que nunca está cansada de vagar
por los tejados
en noches de delirio,
de sombra,
de luces encendidas
de lirios asombrados
y muslos que resbalan como peces sorprendidos.

Me pierdo en los minutos
Que las fuentes de mi vientre te respiran

Me olvido de las noches de cilicio y agonía

Me olvido de mi sombra
Me olvido
de mi suerte
Para perderme en ti.

Inquietud de mis ojos
Locura de mi mente.

23 comentarios:

sedemiuqse dijo...

Hola. Precioso, me llevo este de momento, ya veré los otros
besos y amor
je

tecla dijo...

Gracias Sedemiusque. Nada más verte me he identificado contigo.
Me caes de maravilla.
Tu, y tus trabajos.
Un abrazo de luna y fantasía.

Nanny Ogg dijo...

A veces es más sencillo olvidarse de uno mismo que olvidar a otro...

Menudo cambio de imagen :)

Besos

tecla dijo...

Gracias Nanny, me gustaría tu opinión sincera respecto al cambio de imagen.
Un abrazo guapa.

DIAVOLO dijo...

Tecla... este poema es maravilloso. No soy capaz de transmitirte hasta qué punto me siento identificado porque son todo sentimientos y sensaciones que en alguno (o muchos) momentos de mi vida he experimentado, sufrido, llorado...

"Pero nunca olvidaré
tu aliento
en mis oídos.

Ni las noches de espera en tiempo de cerezas"

Me has puesto la piel de gallina... admirable, perfecto, ideal.

Besos.

tecla dijo...

Gracias Diavolo. Cada día que pasa estoy más contenta de tenerte como amigo.
Yú sí que sabes escribir.
Un besote.

Eris dijo...

Realmenete me encantó, como todo lo que leeo que escribís.
Qué paz me das!, aunque tus poesías son llenas de dolor amor esa mezcla que por lo general tiene un resultado raro, simpre le das ese toque tan tuyo que transmiten luz.
Un beso!!

Eduardo Castro López dijo...

Bellísimo poema tecla; el amor se siente, se sufre, pero jamás se olvida. Gracias por pasar por mi blog, y un placer leerte; un abrazo

cronopio dijo...

Imagenes torrenciales sugieren estos versos.
(Prefería el fondo oscuro anterior.)

Un abrazo.

tecla dijo...

Gracias a ti Eduardo, no sé cómo no se me había ocurrido antes, añadirte a mi lista de blog.
Estoy muy feliz.
Un abrazo.

tecla dijo...

Gracias Cronopio.
Estaba dudando en lo que respecta al fondo.
Creo que te haré caso.
Un abrazo.

oscaralberto dijo...

que lindo me gustó.. esa intensidad sobre el final bellísimo..

besos y buena semana

tecla dijo...

Gracias Oscar, nos seguimos leyendo.
Un abrazo.

Adolfo Payés dijo...

Siempre me da un gusto inmenso leerte

Saludos fraternos con mucho cariño
un abrazo
que tengas una semana preciosa

besos

Juan Manuel Juanmusgo Zúñiga Arias dijo...

"Olvido el sufrimiento de mi carne lacerada
Pero nunca olvidaré
tu aliento
en mis oídos"

Para mi esa es la fuerza del poema, me encanta.

Aliento... el beso desde adentro. Una palabra soplada y muy ancha... Tantas cosas dice el ritmo y la profundidad del aliento. Imposible de olvidar el aliento de alguién cuando realmente estuvo cerca.

tecla dijo...

Es cierto Juan Musgo, cómo me gusta tu nombre, el aliento en nuestro oído no se puede olvidar jamás.
Gracias porestar aquí, y por ser.
Un abrazo.

tecla dijo...

Te echaba de menos Adolfo.
Un abrazo.

Selu dijo...

¡Vaya!, es dificil de seguirte, tienes mucho que decir, me alegro. Sobre todo, porque lo que dices, viene de dentro, de la fabrica del sentimiento, de la verdad. Te intentaré seguir...

Ignacio dijo...

Hola , muy buen poema , felicidades y agradezco tus comentarios , no entiendo por que no puedes verlos , estan publicados al igual que todos , gracias , felicidades y hasta pronto .

tecla dijo...

Selu, tú sígueme por favor, somos hermanos.

tecla dijo...

Los volveré a buscar, Ignacio, igual lo que pasaba era que como tienes que autorizarlos, no te había dado tiempo.
Gracias por tu visita.
Ojalá te guste lo que escribo y lo disfrutes, a mí lo que escribes tu, me encanta.
Un abrazo.

alejandro aparicio morales dijo...

de verdad pensamos o queremos pensar que nos alejamos o dejamos de querer algo pero esto no lo podemos lograr
y siempre tenemos ese sabor que es el amor

un abrazo amiga
que tengas un gran dia
gracias por visitarme


bye bye

tecla dijo...

Gracias a ti Alejandro, es para mí todo un honor que un poeta tan bueno como tu, aparezca por mi blog.
Te deseo lo mejor del mundo.
Un abrazo.