lunes, 23 de marzo de 2015


Me senté delante mismo de tu puerta,
no estabas,
dolor de abismo,
candiles iluminando madrugadas oscuras y maltrechas, las cucarachas
rondaban los agujeros negros de tu mesa
y no te estremecías.
Esparcí mi perfume en mis cabellos
por si me adivinabas,
indiferencia de piedra,
frío entre las sábanas antes tendidas al sol abrasador en noches de locura  y palpitar de sueños.
Ya no eres
Ya no soy
Ya no somos


.......Espérame al amanecer



Imagen: Roman Velischko

48 comentarios:

Dyhego dijo...

¡Ojalá la espera no sea larga, esa puerta se abra y el amanecer sea esplendoroso, Tecla!
Salu2 primaverales.

Rafael dijo...

Quizás eso es lo que falta.
Un abrazo.

lichazul alqantar dijo...

hay esperas que traen promesas de miel y otras que dejan solo hiel en los labios

intenso poema Socorro
abrazos

María dijo...

Seguro que te esperará, ya lo verás.

Un beso, preciosa.

María dijo...

Mi querido cielo, TECLA..
te sentaste frente a su puerta y estaba, pero perdido...
buscando llaves, por qués, valor... quien sabe qué buscaba.
Por los agujeros negros de su mente salían cucarachas de no querer pensar.
Nadie adivina lo que no tiene capacidad de comprender... por desconocido, pero
no hay indiferencia ¡no! ni hablar, hay miedo por no comprender, ni entiender, ni asumir, ni saber.
Tú comprendes, entiendes, asumes y sabes que a pesar de los pesares sientes y por eso escribes tan maravillosamente como lo haces... que te espere o mejor que te busque.. sí, deberías esconderte :-) porque si no es un imbécil - seguro que no- lo hará.. se matará por encontrarte, no lo dudes ;)

Un beso, no, mejor ¡mil besos! con todo mi cariño cosa bonita.
...Mmm qué bien que has vuelto a escribir. Bien!

Pluma Roja dijo...

Bien expresado ese intenso dolor del alma.

Tus poemas siempre me llegan.

Un gran abrazo amiga.

De barro y luz dijo...

Hay ausencias espacio-temporales que hacen dudar hasta de la propia existencia.

Bss

P MPilaR dijo...

Sabes hasta dónde alcanza esperar si la desesperanza amaga...?
Hasta donde quietud reclama silencio //y no hubo NADA, querida Tecla...
Besossssssssssssss

P MPilaR dijo...

Sabes hasta dónde alcanza esperar si la desesperanza amaga...?
Hasta donde quietud reclama silencio //y no hubo NADA, querida Tecla...
Besossssssssssssss

TORO SALVAJE dijo...

Un poemazo como la copa de un pino!!!

Genial!!!

Te lo robaría si pudiera.

Besos.

Mientras Leo dijo...

Un poema precioso y tristísimo. Como una esperanza desesperanzada
Besos

RECOMENZAR dijo...

Pareces una mujer muy inteligente es por eso que no entiendo tu pregunta en mi blog
este fue tu comentario

como se aprende¿ QUE?


¿Y cómo se aprende eso?
Tal vez sea que ya no queda nada por descubrir y haya que buscarlo en otra parte.

5:08 PM Delete tu pregunta

Lasinverso dijo...

Teclamía que vengan otros amaneceres y que el dolor de estas noches te haga más fuerte.

Mucha fuerza y muchos besos desde el Sur

Kasioles dijo...

Nunca hay que perder la esperanza, pero hay personas que ni comen ni dejan comer, de ellas tendremos que liberarnos, ya sabes, sólo se vive una vez.
Tú eres capaz de hacer esa Gallette y todo lo que te propongas, es facilísima y siempre sale bien si sigues mis pasos al pie de la letra.
Cariños y buena semana.
kasioles

la MaLquEridA dijo...

¿Volverán a ser? Según yo, del después nada vuelve a ser igual.


Saludos

Humberto Dib dijo...

Devastador...
Un abrazo.
HD

Maria Rosa dijo...


Muy bello poema. Un placer descubrirte.

mariarosa

tecla dijo...

Gracias a ti Dyhego, por estar a mi lado.
Cómo me gustan tus entradas.

tecla dijo...

Tal vez sea eso, Rafael.

tecla dijo...

Gracias, Lichazul. Eres una gran pensadora.

tecla dijo...

Ya veremos, María.

tecla dijo...

Tus palabras siempre me reconfortan, María.
Por eso son tan valiosas para mi.

tecla dijo...

Gracias, Pluma. Es lo que pretendemos todos: Llegar.
Un beso.

tecla dijo...

Toda la razón, Luís.
Y todo mi afecto.

tecla dijo...

Tus palabras se me clavan, Pilarica.

tecla dijo...

Lo que viene de ti, Toro, es para mi siempre un honor.
Gracias.

tecla dijo...

Gracias, Mientras Leo. Tu sabia opinión me importa.

tecla dijo...

Te lo cuento luego, Recomenzar. Te lo cuento luego.

tecla dijo...

Lasinverso: Eres una luz en mi vida.
Gracias.

tecla dijo...

Lo haré, Kasioles mía, lo h aré y luego te lo cuento.
Un beso.

tecla dijo...

Malquerida: eres una persona sabia.

tecla dijo...

Humberto: una gran alegría recibirte después de tanto tiempo.
Un abrazo.

tecla dijo...

Agradezco tu visita, Maria Rosa.
Un abrazo.

Gustavo Figueroa Velásquez dijo...

Tu poema, amiga Tecla, pone sobre el tapete esa "insoportable levedad del Ser".
Me encantó!
Te dejo un beso.

Amapola Azzul dijo...

Es perfecto, me ha encantado, Un beso.

Igna ignacio dijo...

La paciencia llega más allá del amanecer, la impaciencia se limita y las ausencias no matan, duelen.
salud.

Igna ignacio dijo...

La paciencia llega más allá del amanecer, la impaciencia se limita y las ausencias no matan, duelen.
salud.

Kasioles dijo...

Vengo a dejarte un fuerte abrazo en agradecimiento a tus letras.
kasioles

tecla dijo...

Es un comentario muy interesante, Gustavo.
Te lo agradezco profundamente.

tecla dijo...

Gracias Amapola.

tecla dijo...

Bellas tus palabras, Igna Ignacio. Reconfortan.

tecla dijo...

Te recibo con mis brazos abiertos, Reina de las Kasioles.

ALENKA (Alicia Montes de Oca) dijo...

Ayer no existe. Mañana... Tal vez.
Besos con toda mi alma, querida Tecla.

tecla dijo...

Ay, Alenka, qué alegrón tan grande me acabas de dar.

ZeRo/Carolina Charry Alzate dijo...

Ahora que no hay tiempo ni lugar,
Te regalo el tiempo que te hace falta,
Te regalo el tiempo para estar,
Te regalo el tiempo para compartir,
Te regalo todo el tiempo necesario para que te acerques,
Te regalo todo el tiempo necesario para que te involucres
Te regalo todo el tiempo necesario para que te quedes,
Te regalo todo el tiempo necesario para que tengas respuestas.

Un abrazo

tecla dijo...

Ay, Zero mía. Carolina Charry Alzate. Qué alegría tan grande de las grandes me has traído.
Te acepto todos y cada uno de tus regalos y te abrazo a montones.

América dijo...

Hay esperas tan largas que nos perdemos en el tiempo,amanece y ni siquiera nos damos cuenta,cuando ya no existe el nosotros es cuando necesitamos recapitular.Intenso y poderoso poema.
Besos guapa mi.

Sara O. Durán dijo...

Pasó, que un día tuve problemas técnicos con mi blog, y se me desconfiguraron los vínculos, entonces quienes no me visitaron los perdí.
Favorablemente apareces de nuevo y te puedo volver a seguir.
Besines y besanises a millares.