domingo, 16 de enero de 2011

Se fué de madrugada



Se fue de madrugada en una de esas noches
en que mi sueño
no quiere aparecer.

Puede que ya a estas horas

sea un nuevo embrión en otro vientre de culebra o de duende,
de jazmín o de pájaro, de rama de azahar......
y volverá a nacer nuevamente
asustada .


Misterio de la Vida y de la Nuerte



Imagen: Óleo sobre tabla, de Monserrat Gudiol

26 comentarios:

TORO SALVAJE dijo...

Si crees en eso la pena es menos pena.
Pero aún así duele.

Besos.

Winnie0 dijo...

La pena doler siempre duele (creo) pero se puede llevar mejor o peor...Un beso

Pluma Roja dijo...

Magnífico poema.

Saludos cordiales,

Hasta pronto.

tecla dijo...

Duele la ausencia Toro. Y la pérdida. Pero la vida es perder aquello que encontramos para luego volver a perderlo. En una rueda sin fin.

tecla dijo...

Se lleva como se puede Winnie. Tu lo sabes bien.

tecla dijo...

Me encanta encontrarte aquí Pluma. Gracias, estoy muy contenta.

Anouna dijo...

Al menos queda la esperanza que volverà a nacer, ojalà en una rama de Azahar. Es posible que nazca sin miedos; la vida y la muerte estàn tan lejanas ambas como tan cerca de cada uno. Las paradojas de la existencia.

Hermoso y doloroso, aùn asì quiero imaginar lo mejor...el dolor siempre es una alerta.

Besos, Anouna

Felipe dijo...

Rezumando tristeza.Mucha tristeza y mucho dolor.La vida y la muerte en un sólo escalón

Un fuerte abrazo

ana dijo...

Volverl a nacer en la renovación, siempre nos queda la esperanza, bonito y sobre todo triste poema.

un besito

MORGANA dijo...

Si supieras cómo te entiendo,mi dulce Tecla.
Cuídate un mundo.
Besos.

De cenizas dijo...

Nacemos y morimos asustados... y en ambos casos, seguimos ¿Hasta dónde?


besos

XuanRata dijo...

Así nos vamos, como si nada tuviera importancia. Desde aquí probamos con exorcismos de palabras, aunque sabemos que no funcionarán, pero al menos ayudan al amanecer. Y eso es mejor que nada.

Besos, Tecla. Y adelante.

Flor dijo...

se nos va algo nuestro,
regresa en otras formas.
Es como el ciclo de la vida, amiga. Yo me siento un poco así, ya te conté alguna vez... como una serpiente que está por cambiar su piel.

Linda amiga, tus versos mejoran con el tiempo. Como los vinos argentinos!

besos de flores

ƒ

severino el sordo dijo...

Cambiar dolor por esperanza hace el camino mas facil,preciosos versos,un beso.

Larisa dijo...

Voto por el vientre de duende. Quizás podamos elegir. Y todos hemos querido ser duendes alguna vez.

Te abrazo. Mucho.

Con canciones antiguas y, sin embargo, tristes.

Meulen dijo...

Un fuerte abrazo Tecla

Mucho se de lo que escribes...vaya que si
de esos dolores ya trance con la vida misma
y cada quien a su modo y a su creencia
encuentra al fin la paz

Si siempre me duele el dolor!

Mas abrazos de poeta!!

virgi dijo...

Se van. Y trozos de nosotros con ellos.
Desgarros casi eternos.
Una caricia, querida Tecla.
Y un abrazo laaaaaaaaargo.

La Zarzamora dijo...

Y nos vamos quedando solos con las tormentas del alma, con viejos suspiros que llenan nuestras noches aciagas de despertares inciertos. Pero la vida sigue, Tecla, y con ella la esperanza que describes más allá de la muerte.

Besitos, guapa.

DIAVOLO dijo...

Amiga, no sé a quién has perdido, pero el dolor se filtra entre las letras y llega... llega a cualquiera que te lea.

Un abrazo fuerte, de alguien que te echa de menos.

Milu dijo...

Rezuma tristeza tu poema y duele leerte, lástima.
Ojalá, un olor, un tacto, un cielo, un beso...te devuelva un poquito de lo que has perdido. Ojalá.

Te abrazo

Sil dijo...

Brillante seleccion

Dyhego dijo...

TECLA:
¡Ojalá se reencarne en la mejor de las madres y que tenga la mejor de las infancias!
Salu2 reencarna2.

Kimbertrancanut dijo...

Tecla: La muerte parpadea, y quizá ligera, sobrevuele espíritus terrenales...somos nosotros, los que nos creemos vivos, los que tememos, no los que se van a reposar letargos, ellos sonríen...Abrazos de duelos temporales, amiga mía

ARO dijo...

Tristes pero bellos, tus versos contienen también esperanzas.

susana dijo...

Que bello poema, una dulce despedida, me gustó tanto! las letras exorcizan la tristeza y pueblan de primaveras los recuerdos...todo vuelve, y es siempre mejor. Un abrazo!

pe-jota dijo...

Un final siempre anuncia un nuevo amanecer.